miércoles, 1 de mayo de 2013

Viviendo en los años 20


Manejando el Tiempo:



La normativa mundial usa el GMT, que se basa en el Meridiano de Greenwich... Como hoy en día pero con un par de excepciones:

  • No se usa el DST (Hora de verano/Hora de invierno) por lo que siempre es “horario de invierno” (Ésto significa que siempre es “una hora menos”).
  • Aunque en los ejemplos uso formato 24 horas, realmente en la época se usaba el formato am./pm. (A la mayoría de la gente se le olvida concretar si hablan de am. o pm.).
  • Los franceses y sus colonias, usan el Meridiano de París que se sitúa 1 hora 10 minutos antes.
  • Los ferrocarriles en Reino Unido, EEUU y sus colonias usan su propio horario llamado “horario ferroviario”, que empieza media hora antes que la hora GMT y termina media hora después.


Una pequeña anécdota, que no usaremos en partida: El día empieza al mediodía de Greenwich en lugar de a las 00 Horas de Greenwich. Ésto en la práctica supone que la gente vivía varios días por detrás de lo que vivimos ahora mismo. (Si consultamos los periódicos del 1 de Febrero de 1925 por ejemplo, nos dicen que fué domingo mientras que consultando un Calendario Perpétuo, que cuenta los días con las fórmulas actuales, nos dice que “realmente” fué Jueves.) Ésta situación se prolonga hasta 1927, en la que fin de año fué el 28 de Diciembre. (De ahí viene cierta tradición bromística española...)

Ejemplos:

Hora:
Nueva York 16:00 → Londres 21:00 → París 20:50 → Alemania 22:00.

Cómo Cambia el Día:
Nueva York 31 de Diciembre 19:01 → Londres 1 de Enero 00:01 → París 31 Diciembre 23:51 →  Alemania 1 de Enero 01:01

Horario Ferroviario:
Hay un tren cada hora. El primer tren salía puntualmente a las 08:00 ferroviarias y el último tren a las 23:00 ferroviarias. El tren de mediodía (que suele llevar retraso por la ingente cantidad de usuarios) de ésta forma tiene una hora entera para llegar y salir.

Hora GMT → Hora ferroviaria
07:30→ 08:00 ferroviarias
11:30 a 12:30 → 12:00 ferroviarias
23:30 → 23:00 ferroviarias

Manejando las Comunicaciones


En la década de los años 20 el teléfono aún está dando sus primeros pasos y, aunque a partir de 1923 se produce una explosión de “teléfonos directos” (que no dependen de  una central de conmutación y operadora), la mayoría de listines telefónicos están incompletos.

Así pues aquí resumo los métodos de comunicación y el tiempo en el que se tarda de media en establecer comunicación con ellos. Esto es sólamente lo que tarda el mensaje punta a punta. A mayores siempre hay que añadir lo que pueda tardar el receptor en aceptar el aviso. (Ya sea descolgando el teléfono, recibiendo al cartero o yendo a correos con el aviso pertinente.)

El horario laboral de correos es ininterrumpido de 08:00 a 19:00. Si el cartero no puede entregar el telegrama/carta/paquete, dejará un aviso en la portería del edificio. Si el edificio no tiene portería dejará el aviso en el buzón o de no tenerlo, grapado a la puerta del receptor. En caso de que un aviso no se responda en 14 horas laborables, se hará el reparto de nuevo. Al tercer aviso sin contestar se devolverá el telegrama/carta/paquete al remitente. Se sigue el mismo proceso para entregar el telegrama/carta/paquete al remitente. En caso de no haber remitente o de finalizar el proceso sin respuesta del mismo, se procede a la destrucción de dicho telegrama/carta/paquete.

Ante la entrega de cualquier telegrama/carta/paquete el cartero está obligado a esperar 5 minutos de cortesía a la puerta por si estuvieras indispuesto a su llegada.

Todos los telegramas tienen la opción de ser “cantados”. Esto es, que el cartero se los lea en voz alta al receptor acompañando la lectura con un aviso acústico (silbato) antes y después del telegrama.

  • Paquete → En 72 horas laborables el cartero estará a la puerta de tu casa.
  • Carta → 48 horas laborales.
  • Paquete Express → 32 horas laborables.
  • Carta Express → 24 horas laborables.
  • Telégrafo → 8 horas laborables.
  • Cable (Teléfono Transoceánico; sólo a partir de 1927) → Entre 40 minutos y 1 hora de conmutación.
  • Telégrafo Express → 30 minutos tras la recepción, el cartero estará a la puerta de tu casa, incluso fuera del horario laboral.
  • Teléfono (Interestatal) → Una media de 8 a 15 minutos.
  • Teléfono (Estatal) → Una media de 6 a 10 minutos.
  • Teléfono (Local) → Una media de 5 a 8 minutos.
  • Teléfono (Directo) → 2 minutos de conmutación.
  • Teléfono (Policía y Bomberos) → 30 segundos a 1 minuto.

Lista de Clubes de Caballeros en Nueva York


  • Afiliados con las Asociaciones de Antiguos Alumnos de las Universidades:
    • The Cornell Club of New York (1889)
    • The Harvard Club of New York (1887)
    • The Penn Club of New York City (1901)
    • The Princeton Club of New York (1899)
    • The Yale Club of New York City (1897) (Es el mayor club del mundo.)
  • No Afiliados:
    • The Brook (1903)
    • The Century Association (1847)
    • The Collectors Club of New York (1896)
    • The Down Town Association (1859)
    • The Friar's Club (1904)
    • The Grolier Club (1884)
    • The Harmonie Club (1852)
    • The India House Club (1914)
    • The Knickerbocker Club (1871)
    • The Links Club (1921)
    • The Lotos Club (1870)
    • The Metropolitan Club (1891)
    • The Montauk Club (1891)
    • The National Arts Club (1898)
    • The New York Athletic Club (1868)
    • The New York Yacht Club (1844)
    • The Players Club (1888)
    • The Racquet and Tennis Club (1876)
    • The Soldiers', Sailors', Marines', Coast Guard and Airmen's Club (1919)
    • The Spanish Benevolent Society (1868)
    • The Union Club (1836) (El más antiguo de Nueva York y el segundo más antiguo de EEUU)
    • The Union League Club of New York (1863)
    • The University Club of New York (1865)

En los clubes los Jugadores disponen de grandes beneficios:
  • Se puede fumar, con salas especiales designadas a fumadores y no fumadores.
  • Se puede beber, con bares y barras especiales dedicadas a servir diversos cócteles.
  • Tienen bibliotecas, hemerotecas y colecciones de discos propias. Con servicio de recortes de periódicos.
  • Salas de silencio total, salas de reuniones, despachos personalizables, ...