martes, 13 de octubre de 2015

Crónicas de la alianza rebelde de A Lanzada (VIII)

Lo primero pedir disculpas porque he tenido un mes complicado y no he podido actualizar el blog. Mea culpa. 
Seguimos con la crónica de nuestros magi favoritos, la alianza rebelde de A lanzada, que también lleva casi un mes de parón debido a diversas causas. Pero hoy retomamos, así que toca repaso.


La última partida tuvo mucho que ver con nuestra amiga la peste.

Hoy, 25 día de Virgo del año 832 de la Era de Piscis , en la Alianza de A Lanzada...

Nuestros esforzados protagonistas llegan a A Lanzada para encontrarse la alianza en cuarentena. Al entrar en la misma descubren el motivo: ¡la mayoría de la población está infectada con peste! Hay que hacer algo rápido, por lo que se prepara con urgencia un hechizo ritual que englobe a todos los habitantes de la alianza y que cure la peste. 
Tras un rito de muchas horas, muy extenuante y con un gran gasto de vis, la alianza está limpia.
Nuestros protagonistas exploran el lugar en busca de la fuente de la infección, encargándose de varios roedores y exterminando pulgas infectas, descubriendo que la fuente de la infección eran unos pollos en mal estado que les vendiera un par de días ha cierto comerciante.
Deciden pues, seguir la pista al comerciante, visitando algunas ferias y finalmente encontrándole. Tras interrogarle, se sabe que ha obtenido los pollos de la posada de Duresca y que se los ha vendido a varios nobles locales.
Se llevan después al comerciante hasta la Alianza dónde le ofrecen cobijo y dónde también se le hace firmar una declaración jurada de los hechos.
Los flambeau de Jaferiya reciben al testigo y la declaración y el resto de pruebas en manos de la alianza.
La partida finalizó ahí, con los flambeau en posesión de todas las pruebas (o al menos copias de las mismas) que tiene la alianza de A Lanzada contra Duresca y contra la Alianza de La Estrella y La Luna.

Noticias:

Continúa el sitio de las alianzas de Duresca, A Lanzada y Finis Terrae por parte de los Flambeau de Jaferiya.

La peste asola la mayor parte de la península y bastantes poblaciones galaico-astures. Algunas tan cercanas como la propia Compostela.

El arzobispo Xelmirez está reuniendo un ejército enorme, proveniente de Castilla, Portugal, Francia y otros lugares para comenzar una guerra contra Vermundo Perez. Los apoyos de éste último son escasos. El económico de Xelmirez es enorme, al igual que su poder monacal. 

La alianza de Barcelona controla todo el territorio Catalán y ha ampliado su poder hasta Valencia, Teruel, Zaragoza y Huesca. 

La gente cada día es más temerosa de Diós. Las iglesias se llenan y la Catedral está repleta de la gente buscando la salvación y el perdón ante la próxima muerte.

Rumores:

Duresca está detrás del poder de Xelmirez. 

La colección de artefactos infernales de Duresca ronda ya los 20 artefactos.

Xelmirez cuenta con el apoyo de los Caballeros de la Orden Hospitalaria y Templaria, cuyas sedes son Compostela y Barcelona.

Se dice que el propio infierno está tras la rápida propagación de la peste entre la gente.

La alianza de la Estrella y la Luna ha pactado con Portugal.

La Reconquista no sólo está parada, sino que hay ciudades cristianas que han vuelto al poder musulmán. Se culpa al rey de ésta situación.