viernes, 12 de febrero de 2016

Fiction First Gaming

Hoy voy a hablaros del "Fiction First Gaming" un concepto de juego que me inspira, no solamente llamando mi atención como fan, creador y master, sino como filosofía. Un concepto que anda rondando por mi cabeza y mis mesas de juego... Desde hace demasiado tiempo..

Ars Magica destila esto por los 4 costados oiga.
¿Qué es el Fiction First Gaming? 

Es una forma de enfocar el juego que pone en primer lugar la ficción generada por el trasfondo del juego y en el que las reglas emanan de esta ficción. No me refiero a una o dos reglas, sino el reglamento entero. Esto no tiene nada que ver con el old school o el new wave. Tiene que ver con la ficción. Si en la ficcion existe un personaje que es el-tipo-mas-duro-del-mundo, lo sea en el juego. Si en la ficción tus personajes son el centro de la historia, porque son los tipos que manejan el mundo, lo sean en la ficción. En este aspecto, el de ser fiction first, da igual que el juego sea narrativo o sea objetivo o lo que sea. Eso da igual, porque de lo que se trata es de que, cuanto mas uses las reglas, más te empapes del sabor del juego, del tras fondo del juego y más te metas en la ficción del juego.
El primer juego que puede llamarse "fiction first", aunque no os lo creáis, fue D&D. Porque en la ficción que Gygax quería emular, los magos olvidan sus conjuros, el "Naturalismo Gygaxiano" es un must, cada vez que tires el dado para atacar a un enemigo debes de dudar de si le darás o no y cuando saques un 20 tus ojos se iluminarán de alegría.
Me he dado cuenta que la mayoría de juegos que me gustan siguen esta premisa.

Ars Magica. Estudia. Estudia mucho. Sigue estudiando.

Apocalypse World. Muévete o me moveré yo. Y no te va a gustar.

Espada Negra. Esfuérzate y quizá no mueras. Hoy.

Blades In The Dark. Haz golpes. Consigue una reputación. Mantenla, cueste lo que cueste.

Dungeons & Dragons. Lo he dicho ahí arriba.

Symbaroum. Corrupción. Sufrimiento. Lo desconocido.

Cthulhu (Rastro. Llamada. Whatever.). Resuelve el puzzle y salva a la humanidad, a tu barrio o simplemente el enigma y vuélvete loco.

Y en este mismo tono en el que prima la ficción está escrito el manual al que dedicaré mi próxima reseña: The Clay That Woke: El silencio. El honorable salvaje. La jungla.

Nos vemos en la próxima entrada.

¡Stay Tuned!